0

Villadepalos, un lugar donde la vida pasa al ritmo de las cosechas, matanzas y reencuentros

Publicado por el .

Villadepalos-leon

 

Como tantos otros pueblos en León, Villadepalos está situado a la orillas de un río; específicamente a la ribera izquierda del río Cúa y está enclavado en medio de una comarca de ensueño donde el tiempo se mide en estaciones, cosechas y fiestas en el ritual inmemorial de la gente de la tierra en el que la vida moderna casi no ha invadido.

Entrar a Villadepalos es volver atrás en el tiempo con sus casa de construcción y arquitectura típicas de la zona con una calle principal en que las edificaciones se enfrentan a ambos lados y es la vía de unión de la parte superior del pueblo con Villadepalos de Abajo.

Habitado por gentes tranquilas y amables que mantienen vivas las tradiciones y cultivos y son el nexo con los hijos de esta tierra que emigraron por todo el mundo en busca de un futuro mejor, pero que nunca se han olvidado de sus raíces.

Y dentro de los rituales del reencuentro cada año al celebrarse la Magdalena los bares se llenan de los que vienen de lejos para compartir un vino grueso y generoso acompañado de una tapa de esas que añoran cuando parten.

Y los que se quedan continúan la vida al ritmo marcado por el campo y las estaciones…

En septiembre, casi junto con el otoño viene la cosecha, tiempo de recolección, guarda y preparación de los frutos… Cebollas, conserva de tomate… los pimientos secándose al sol…

Vino, aguardiente y castañas son los símbolos de la vendimia que se anuncia en octubre…

Ya con el frío de diciembre viene la matanza en la que los cerdos son sacrificados para ser convertidos en otro de los tesoros gastronómicos de esta tierra, sus embutidos… Chorizo, Jamón y Botillo.

Si vienes a León y pasas por el Bierzo, detente en Villadepalos y comparte un vino y una ración de jamón junto a esta gente que te contará de una vida que vive en el ahora, pero según épocas ya pasadas y en la que la presencia de los ausentes nunca se olvida.

León… tradición, historia, gastronomía, vinos y gente de la tierra… ¿acaso hay algo mejor para salir de la rutina y buscar algo de paz?

Foto: Pasqualnonet

Te puede interesar

Escribe un comentario